Entrevista con los Norrmans

Entrevista con los Norrmans

El año pasado realmente ha cambiado al mundo entero, sobre todo a la industria hotelera. En esta entrevista, charlamos con Anna y Lars Norrman, quienes nunca hubieran imaginado lo que les esperaba a principios de 2020. Vendieron su casa a las afueras de Copenhague en el otoño de 2017 y se mudaron a provincia donde abrieron su B&B: The Norrmans.

Al visitar su sitio web, inmediatamente se percibe lo apasionados que están por su B&B. ¿Puedo preguntar cuándo y cómo ingresaron por primera vez a la industria hotelera?

Aunque no teníamos experiencia directa trabajando en la industria hotelera antes de abrir nuestro propio B&B, ambos habíamos trabajado en la industria de servicios toda nuestra vida, por lo que siempre ha estado muy cerca de nuestro corazón. Pero no sabíamos nada sobre hoteles fuera de que siempre nos gustó viajar.

Tengo entendido que tienen un hermoso B&B en el campo y luego se expandieron asumiendo otro proyecto junto al mar. ¿Cómo sucedió eso? ¿Tiene algún consejo que puedan darle a quienes también estén considerando crecer su negocio?

Sí, decidimos expandirnos y queríamos ver si era posible administrar un lugar más pequeño y obtener ganancias. Cuando empezamos, conocimos a muchas personas que se reían de nosotros, decían que trabajaríamos hasta la muerte y que pasarían algunos años antes de que nos diéramos cuenta de que no obtendríamos ninguna ganancia.

Pero cuando me senté e hice los cálculos, me di cuenta de que esas horribles predicciones no eran realmente ciertas. Es solo cuestión de cobrar la cantidad correcta y ofrecer lo que los huéspedes quieren. Establecemos nuestros precios al nivel de un hotel, pero ofrecemos un mejor servicio aún siendo un B&B. ¡Y ha funcionado muy bien hasta ahora!

Entonces, justo antes de que llegara Covid-19, compramos otra casa y la idea era que tener diferentes lugares que ofrecieran diferentes cosas para atraer a otro tipo de clientela. Esta última es una casa que me gusta mucho; se encuentra en un pequeño pueblo pesquero cerca del mar. Se trata de una herrería antigua y bien conservada con casas a su alrededor, por lo que decidimos mantenerla como estaba y, básicamente, ¡solo le agregamos color!

Es una casa que se alquila para fiestas, por lo que tiene el mismo precio sin importar cuántos huéspedes sean. También es un buen complemento ya que a menudo estamos completamente reservados en verano y es genial poder ofrecérselo a aquellos huéspedes que quieren reservar para un grupo grande. Y luego pueden reservar una mesa en el restaurante para comer allí si quieren. Después de todo, creemos que fue una buena decisión conseguir una casa pequeña que pudiéramos alquilar además del B&B principal.

Piensa y actúa creativamente y no tengas miedo al fracaso porque el único fracaso se da cuando no intentas nada.

¿Puedo preguntar cuáles son algunos de los desafíos que han enfrentado debido a la pandemia de Covid-19 durante el año pasado y cómo los han superado hasta ahora?

¡Oh Dios mío, ha sido el año más loco de nuestra vida! Estábamos en Dinamarca, pero el 99% de nuestras reservas eran suecas. Al principio, las fronteras todavía estaban abiertas, por lo que hubo muchas cancelaciones y cambios de reserva y terminamos teniendo fines de semana medio llenos a pesar de que se suponía que estaríamos llenos. Entonces, cuando Covid-19 realmente explotó, estábamos casi completamente reservados todo el verano, y los fines de semana estaban reservados durante el otoño y toda la primavera.

Y además tuvimos pagos por adelantado, lo que significaba posibles problemas de liquidez si todo este dinero tenía que devolverse. Para empezar, pensamos que estaría bien si trabajábamos con dos semanas de anticipación. ¡Pero de repente, cerraron la frontera y el 100% de nuestras reservas desaparecieron de la noche a la mañana! Fue una época realmente oscura para nosotros. Si no fuera por el hecho de que tuvimos que reembolsar tanto dinero, podríamos haber sentido que íbamos a sobrevivir. Pero estaba todo era tan negro. Habíamos hecho una pequeña inversión y construido un gran invernadero en la granja para nuestro nuevo chef, por lo que no hubo dinero que nos ayudara durante los días difíciles. Y también habíamos comprado la casa justo antes de que todo se derrumbara e invertimos dinero allí. Fue horrible. Como último recurso, contactamos a los huéspedes y les preguntamos si estarían dispuestos a solo posponer sus reservas para que no tuviéramos que reembolsarles. Muchos se mostraron reacios a hacerlo porque estaban absolutamente seguros de que nos iríamos a la quiebra, pero los que lo hicieron realmente nos ayudaron.

Teníamos nuestras esperanzas puestas en el otoño, porque pensamos que para ese entonces regresaría la industria a la normalidad.  Pero con toda la primavera y el verano canceladas, fue difícil. Habíamos contratado ayuda en la granja justo antes del Covid y pensamos que tendríamos que despedirlos, pero nos sorprendió cuando dijeron que querían quedarse. Básicamente dijeron ‘no se preocupen por el salario, lo resolveremos juntos’. ¡Y eso es exactamente lo que hicimos! En un solo mes logramos convertir a nuestros visitantes de huéspedes 100% suecos a huéspedes 100% daneses. Tuvimos algo de trabajo en cuanto a relaciones públicas y fuimos bastante proactivos al respecto. Llamamos a periodistas y les dijimos “tenemos un lugar que nadie conoce” y quisieron escribir sobre nosotros, que era exactamente el tipo de exposición que necesitábamos.

Leemos en su Instagram (@thenorrmans) que han estado preparados para hacer grandes sacrificios personales para salvar su empresa. ¿Creen que esta pandemia los ha ayudado a comprender la importancia de estar preparados para lo peor?

Si, totalmente. Hipotecamos nuestro auto, que tenía un contrato de arrendamiento, ¡ni siquiera era posible vender el auto porque en ese momento todos estaban en apuros! Nos reunimos con los bancos y paralizamos los pagos de nuestros préstamos, era la única forma de manejarlo.

Nos quedamos con la casa porque el banco acordó aplazar nuestros préstamos. Habría sido una pérdida para ellos también si hubiéramos tenido que vender. No había dinero para pagar nada durante ese período, así que tuvimos que hacer estos acuerdos para sobrevivir.

Así que, sí, nuestro mundo ha cambiado muchísimo, realmente amamos a nuestra empresa y hubiéramos sacrificado todo para salvarla. Hicimos un plan en el que el nuevo negocio se iría primero y luego nuestra casa, lo que fuera necesario para seguir adelante.

¿Cuáles dirían que son sus principales preocupaciones para el futuro y cómo creen que afectarán los próximos 6 a 12 meses a la industria hotelera y a su empresa?

Es difícil de decir, pero como tenemos una vacuna en camino, creo que poco a poco volveremos a la normalidad.

No creo que las cosas cambien mucho antes de la primavera y probablemente no tengamos conferencias, bodas o eventos como lo hemos hecho en el pasado. También creo que los negocios en el campo están en mucho mejor posición que los de las grandes ciudades.

Nuestra casa de verano ya está completamente reservada este verano, por lo que parece que a pesar de todo, las ganas de viajar siguen muy presentes. Así que quienes estamos en esta industria no deberíamos dar nada por sentado, pero creo que deberíamos estar preparados para todo. Es importante que seamos flexibles y que estemos dispuestos a realizar cambios ante cualquier dificultad que pueda surgir.

Muchos propietarios de hotel se están adaptando para encontrar formas de sobrevivir o incluso expandirse durante esta crisis. ¿Han encontrado alguna oportunidad de negocio en medio de las dificultades?

¡Sí! Ahora mismo estamos a punto de contratar a otra persona para nuestro equipo. Alguien que nos ayudará a optimizar nuestros días de entre semana. Y también estamos trabajando en una nueva colaboración con lugares para eventos cercanos. No está del todo terminado pero es con un lugar donde podremos trabajar un poco más con bodas, congresos y festividades.

Ese tipo de cosas volverán y creo que es importante prepararse con anticipación. Probablemente comenzará con eventos más pequeños al principio, luego se expandirá gradualmente. No creo que la industria se recupere en un futuro cercano, pero creo que todavía querremos reunirnos de diferentes maneras, por lo que estamos comenzando a pensar en cómo podemos estar allí para satisfacer esa necesidad cuando estemos del otro lado.

Estamos tratando de que el consejo apruebe y financie dos habitaciones adicionales porque queremos expandir el negocio. Así que estamos trabajando duro para ser creativos con el poco dinero que tenemos.

¿Qué les gustaría decirles a todos los que están pasando por las mismas dificultades que ustedes esta primavera/verano?

Traten de no pensar en un futuro muy distante e intenten abordar su negocio con ojos nuevos para ver cómo puede adaptarse a la crisis.

Hemos tenido mucha ayuda y colaboración con las personas que nos rodean con solo levantar el teléfono, llamar a hoteles pequeños y hacerles preguntas como, “¿cómo estás? ¿Cómo resuelves ese problema? ¿Qué piensas sobre esto? ” No tengan miedo de hacer eso porque realmente creo que juntos somos más fuertes, y esto puede generar más oportunidades en el futuro.

Encontrar nuevas formas de hacer negocios y adaptarse a las nuevas reglas gubernamentales es difícil, ya que todo está en un estado de cambio constante. En este momento tenemos al B&B completamente reservado a pesar de que los restaurantes están cerrados y los restaurantes son una de las principales razones por las que la gente viaja. Hemos construido mesas en cada habitación donde el huésped come; es básicamente un servicio de habitación de lujo. Si me lo hubieran preguntado hace un año, nunca hubiera pensado que podríamos vender nuestros paquetes para pasar la noche al mismo precio si la gente se viera obligada a comer en sus habitaciones. Me habría reído un poco de la idea. Pero sabes, funciona. Nos adaptamos y descubrimos que nuestros huéspedes también se están adaptando a la época en la que vivimos. Se trata de pensar de manera no convencional y luego salir y promover tu negocio con confianza. ¿Mi consejo? Piensa y actúa creativamente y no tengas miedo al fracaso porque el único fracaso se da cuando no intentas nada.